Atentados estéticos vol. 1: las camisetas de mujer

Comprar una camiseta cuando gozas de un mínimo de gusto estético y ya no tienes edad para emocionarte cuando emiten nuevos capítulos de los Magos de Waverly Place es una hazaña de la que poco se habla debido a la complejidad de la cuestión. No muchos se atreven a aventurarse en este estudio estilístico por el riesgo de pérdida neuronal que ello supone, pero este nuestro querido blog ha tenido a bien realizar un acercamiento a este polémico asunto como método de denuncia de esta injusticia divina.

Para comenzar, debemos saber que las camisetas “para chicas” se resumen en tres tipos básicos:

a) Jodidamente feas tipo 1: personaje Disney posando cual Kardashian en los VMAs (mención especial a la Minnie picarona vestida con lunares a lo duquesa de Alba en la Feria de Abril).

b) Jodidamente feas tipo 2: cara de un animal pseudo-cuqui y colores cuya coherencia cromática parece inspirarse en el vómito del creador de las ceras Manley. Este estilo evoluciona en el tiempo con el descubrimiento de la obra de Jackson Pollock y con el aumento de renta disponible hacia la adquisición de prendas de ropa en Desigual.

c) No especialmente feas pero sí avergonzantes si tienes conocimientos básicos de un idioma extranjero: consisten en camisetas monocromas protagonizadas por frases 50% estúpidas, 50% fuera de contexto del tipo “No regrets, go ahead”,  “Only in the darkness you can see the stars” o “Parlez-vous ballet?” y que ocasionalmente incluyen el dibujo de un lazo, un corazón, un pintalabios abierto o un stiletto. No recomendadas si pretendes relacionarte con un Erasmus alguna vez en tu vida o si tienes un mínimo de respeto por tus profesores de francés.

Pero no solo son prendas concebidas por el diablo en cuanto a su diseño, sino que el tejido en el que están confeccionadas es el mismo material que el de las toallitas húmedas de limpiarle el culo a los bebés: transparentoso, poco resistente y con una capacidad para marcar un cerco de sudor en la zona sobaquil digna de estudio.

blog diseño camisetas mujer

Pero tranquilidad: siempre nos quedará el rinconcito ordenado de las camisetas “de hombre”, con sus colores neutros y sus versiones de camisetas de grupos trilladísimos tal que Ramones o (atención, surprais) Rolling Stone.

Texto e imagen por Sandra Viciana
Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s